Tuve mucha suerte de hacerme la operación de Whipple

Rosemary Buden, Long-term Pancreatic Cancer Survivor

• Pancreatectomía para IPMN
• Seis años más tarde, Whipple para el cáncer de páncreas en estadio II
• Breve ciclo de quimioterapia

Tenía 77 años cuando me diagnosticaron cáncer de páncreas.

Cuando tenía 71, me diagnosticaron y trataron por una neoplasia mucinosa papilar intraductal (IPMN), un tipo de tumor pancreático que comienza benigno, pero finalmente se vuelve canceroso. Fui desde mi casa en Albuquerque, Nuevo México, a MD Anderson Cancer Center en Houston. El 28 de octubre de 2002 el Dr. Douglas Evans me hizo una pancreatectomía distal parcial. (Desde entonces, dejó el MD Anderson para ir a Wisconsin). Además de la cola del páncreas, me extirparon el bazo, la vesícula y el apéndice. Volvía a MD Anderson para hacerme tomografías periódicas.

El IPMN benigno regresa con una fea sorpresa

Me sentía bien, pero en 2008 cuando tenía 77 años, las tomografías mostraron un agrandamiento de los conductos en la cabeza del páncreas, lo que indica el regreso del IPMN. Me dijeron que nadie haría la operación de Whipple para extirpar el resto del páncreas después de los 80 años de edad, así que pedí que me la hicieran ese momento. Volví a MD Anderson, donde el Dr. Evans hizo la cirugía de Whipple.

Después de la cirugía llegaron los resultados de patología. Me diagnosticaron oficialmente adenocarcinoma en el páncreas en estadio II y en tres de los 23 ganglios linfáticos externos que habían extirpado. Fue realmente una sorpresa para todos nosotros.

Después de recuperarme de la cirugía comencé quimioterapia con gemcitabina. Sin embargo, tuve tres episodios de insuficiencia cardíaca congestiva aguda en dos meses, por lo que me negué a recibir más quimioterapia.

En buen estado

Tengo algunos problemitas, pero en general me siento bien. Me siento muy afortunada, y estoy contenta de poder compartir mi historia a los 86 años.