Una nueva combinación de medicamentos para controlar el cáncer de páncreas avanzado

Illustration Of The Twisting Spirals Of Two DNA Double Helices In Royal Blue And Purple On A Turquoise Colored Background
iStock
¿Puede un novedoso medicamento, llamado inhibidor de PARP, aumentar la eficacia de un régimen establecido de quimioterapia para controlar el cáncer de páncreas metastatizado?

Investigadores estudian la eficacia de una nueva combinación de medicamentos para personas con cáncer de páncreas metastásico o avanzado. Los participantes de este ensayo clínico deben tener la mutación BRCA o antecedentes de cáncer de mama o de ovario.

Tratamiento convencional más un inhibidor de PARP

En el tratamiento del ensayo se utiliza un régimen FOLFOX modificado y se incorpora un nuevo tipo de medicamento llamado inhibidor de PARP. FOLFOX es FOL (leucovorina cálcica o ácido folínico), F (fluorouracilo o 5-FU) y OX (oxaliplatino). El 5-FU es un antimetabolito que altera una parte específica del ciclo celular. Debido a que actúa sobre todo tipo de células, no solamente las cancerosas, causa efectos secundarios molestos, pero llevaderos. La leucovorina, que es un derivado del ácido fólico, aumenta el efecto del 5-FU. El oxaliplatino es un compuesto de platino que afecta el proceso de replicación del ADN y destruye las células cancerosas.

La enzima PARP es importante para la reparación de roturas pequeñas en cadenas individuales de ADN. Los medicamentos que bloquean la acción de PARP (inhibidores como ABT-888 [veliparib], el medicamento que se emplea en este estudio) hacen que la enzima sea menos eficaz en la reparación de las pequeñas roturas. Cada vez que el ADN se copia, es decir, se replica, esas roturas en las cadenas también se copian y no son funcionales, lo que causa que la célula muera. Las células de cáncer replican su ADN con más frecuencia que las células normales, razón por la cual los inhibidores de PARP pueden ser una parte eficaz del tratamiento del cáncer.

La función de BRCA

Las mutaciones BRCA principalmente se heredan y son más comunes entre personas de origen judío askenazí, noruego, holandés e islandés. Los genes BRCA1 y BRCA2 normalmente funcionan como proteínas supresoras de tumores y se aseguran de que el ADN dañado se repare debidamente. Si los genes BRCA sufren mutaciones, el ADN no se repara como debe ser, lo cual causa más mutaciones y una mayor probabilidad de padecer cáncer. Las personas que portan las mutaciones BRCA1 y BRCA2 tienen un mayor riesgo de padecer cáncer de mama, de ovario y de páncreas.

Debido a que el ADN de las personas que tienen las mutaciones BRCA no se repara debidamente, existe la posibilidad de que los inhibidores de PARP sean particularmente eficaces en sus tipos de cáncer.

Todos los participantes del ensayo recibirán el tratamiento experimental.

Le alentamos a que pregunte a sus médicos sobre ensayos clínicos que puedan ser adecuados para usted. En el sitio web ClinicalTrials.gov se ofrecen más detalles sobre este ensayo y muchos otros. Visite Clinical Trial Finder para ver una lista de todos los ensayos clínicos activos para el cáncer de páncreas.

Averigüe más sobre las mutaciones BRCA en el artículo de Ciencia prometedoraInvestigación de la función de BRCA en el cáncer de páncreas“.